Monchi aclara el ‘caso Koundé’

Monchi ha explicado este mediodía con detalle todo lo acontecido en el mercado con Koundé y el Chelsea: «En el mundo del fútbol, hay distintos caminos para alimentar operaciones o mantenerlas vivas. Nosotros, a la única oferta oficial hemos contestado con una idea nuestra, es lo que tenemos que hacer. Cada uno defiende sus intereses y el club ha respetado cuando han llegado ofertas de otros equipos y el jugador no lo ha visto conveniente. He respetado que él rechazara otras propuestas y el club defendiendo sus intereses, hemos respondido respetuosa y ágilmente. Hace tiempo que le dijimos al agente del jugador que había una fecha importante que era el 20 de agosto. A pesar de ello, con una oferta que llega el 25 de agosto y condicionada por la venta de Zouma al West Ham, nosotros con educación y respeto por el Chelsea y por el jugador, respondimos defendiendo nuestros intereses. Aquí no hay ni buenos ni malos. No quiero que los sevillistas reporten la cuenta de Twitter del Chelsea. Simplemente, en algunos casos los intereses no coinciden».

«La cláusula nunca ha sido 90 millones, siempre ha sido de 80 millones. Nunca ha crecido a ese número en los últimos días porque no existe esa condición en el caso del contrato de Koundé». Por otro lado, habló de su viaje a Francia con la selección: «El jugador no se fue a Francia de vacaciones. Adelantó su viaje un día para irse con Francia. Está concentrado con su selección, tiene que estar ahora mismo en eso y ya habrá tiempo para hablar».

«Escuchando la explicación que he dado, la gente entenderá y verá normal lo que ha pasado. Lo vivimos también con Daniel, quien tuvo una actitud un poco más agresiva. Y los sevillistas lo quieren mucho y no le guardan ningún rencor. A veces, relacionamos las cantidades que se ganan en el fútbol con la absoluta capacidad para ser impoluto en la toma de decisiones. Todos tenemos derecho a tener dudas, más allá de los salarios que tengamos. Es un magnífico profesional, pero no es un superhéroe».

En cuanto a una posible renovación del galo: «Ahora mismo hay que dejar que las cosas se relajen, que se pongan en su sitio. Han habido muchos movimientos en torno a Jules. Hay que dejar tiempo a que asimile todo y respetarle. Todos tenemos que descansar un poco. Es momento de pausar y ya en octubre empezaremos a planificar, porque esto no para».

No aceptar la oferta no supone un cambio de filosofía: «No es una nueva estrategia, sino una decisión. Este club tiene la virtud de intentar siempre consensuar y debatir las decisiones. Poner los pros y los contras de cada decisión. En el caso de Jules llegó una oferta importante que el club, valorando internamente, ha considerado que no es suficiente para aceptarla. Para aceptar una oferta, hay que ver el momento y también la forma. En este caso, ni ha llegado la cantidad, ni era el momento. Por eso hemos decidido rechazarla. Este club tiene un modelo de negocio, tiene una filosofía que nos ha dado éxitos. Tenemos que valorar las ofertas que hay».