Conflicto entre Munir y Lopetegui

El distanciamiento de Lopetegui con Munir es evidente. En los últimos dos meses sólo jugó 5 minutos, por lo que el club valora la opinión del entrenador y quiere vender al marroquí. Julen le aprieta para que de más de sí mismo, dejándolo fuera incluso de las convocatorias multitudinarias al final del pasado curso como castigo público, esperando una reacción del atacante. Y obtuvo lo contrario en los entrenamientos que restaban.

Según publica Marca, la postura del delantero es bien distinta. No sólo está cómodo en Sevilla y en el vestuario, está feliz. Más que adaptado a la vida en la capital andaluza y siendo parte importante del núcleo duro del vestuario, su idea es la de seguir peleando por un puesto en el equipo. Munir tiene pensado tensar la cuerda hasta el máximo, viendo igualmente que ningún equipo de un nivel similar al Sevilla ha llamado a su puerta.

No quiere oír hablar de entrar en la ‘Operación Joselu’ al Alavés y el Sevilla pretende sacar 10 millones por una venta que, de momento, se antoja complicada.