Colorear Sevilla de Sevilla, engalanemos nuestra ciudad

El 27 de febrero, si los días previos acompañan con sol y temperaturas suaves, más cálidas hacia el mediodía, tendrá en Sevilla una tarde, una anochecida en la que cualquiera que mire a sus naranjos verá asomar de entre sus ramas las campánulas que contienen uno de los blancos más preciados de la capital de las andalucías, el blanco azahar que antes que en otras tantas partes del mundo previene a los sevillanos de que se acercan atardeceres largos de luces inverosímiles, mezclas de aromas y humos y vapores que esconden tesoros.

Ver Noticia

Deja un comentario