La apuesta es por el bloque

Con el mercado ya con la persiana echada, la sensación general que queda al escudriñar línea por línea la plantilla que ha dejado Monchi en manos de Julen Lopetegui es que la idea, la famosa revolución emprendida por el director deportivo en su primer proyecto tras regresar de Italia, ha sido reforzar el bloque, consolidar una estructura que andaba en los últimos años muy debilitada y dejar de un lado el brillo de las individualidades. Después, está claro que el jugador menos esperado puede explotar en estrella como hizo en su día Sarabia, pero a priori la línea marcada ha ido hacia una dirección muy clara: echar hormigón en unos descuidados cimientos para que pelear por los objetivos no sea una situación de agonía y urgencia constante y que esté supeditada a golpes de azar o del destino. El Sevilla ha conformado una plantilla en la que no cabe duda que el pasillo central ha salido reforzado con Fernando y Chicharito otorgando un plus de máximo nivel.

Ver Noticia

Deja un comentario