El futuro empieza hoy, Monchi

Contrasta esa soflama de Monchi, sobre los pilares del ADN sevillista, de la exigencia y de la transparencia que él mismo esgrimió, con la carestía ofensiva de un equipo cuyo máximo goleador en la Liga estará ausente en el Bernabéu. Porque Ocampos suma los mismos tantos que los tres delanteros del equipo juntos, cinco. Dabbur no cuenta. O sí, como moneda de cambio en el incipiente mercado de enero. Monchi tiene ahora el alto reto de intentar terminar de rematar, comprando gol, la revolución de la plantilla. Porque el futuro empieza hoy, usando un apotegma propio de los manuales de autoayuda.

Ver Noticia

Deja un comentario