No sé cómo, pero paguen y quiténselos de encima

Lo que no puede ocurrir es que el Sevilla FC, megacampeón de Europa, se venda a cuatro chuflas para pegar un pase de bola de que se da o no se da. Cuando toque, reunión cara a cara con quien quiera ser el dueño, una empresa solvente, como las que hay detrás de la mayoría de los equipos ingleses. En España, por ahora, hay demasiado chufla-inversor. Los señores de Sevilla Unidos 2020 no llegan ni a eso. Son unos tipos que venden y compran dinero. Han metido diez millones para ganar mínimo 14-15. Y hay que deshacerse de ellos, pagando, como no puede ser de otro modo.

Ver Opinión Completa